La menor de cuatro años que llevaba tres días desaparecida luego de que un hombre la raptara fue encontrada sin vida en el río Arma, de Caldas.

Las autoridades aún no revelan si la menor tiene signos de tortura o abuso previo a ser arrojada o haber caído al río. Los hechos no se han podido confirmar dado que su secuestrador no ha aceptado que tenga algo que ver con este hecho.

Con información de El Tiempo.