Médicos chinos observan que el coronavirus de la COVID-19, se manifiesta de manera distinta en los pacientes del nuevo brote en la región noreste del país. Esto en comparación con los contagiados del brote original en Wuhan.

Lo que sugiere que el patógeno puede estar cambiando en formas desconocidas, lo que podría complicar los esfuerzos para erradicarlo.

los pacientes en las provincias del norte de Jilin y Heilongjiang parecen portar el virus durante un periodo de tiempo más largo y tardan más en dar negativo, dijo uno de los principales médicos de China a la televisión estatal.

Con información de El Tiempo