En medio de la crisis por el COVID-19 la Policía Nacional de los Colombianos no deja de lado su lucha contra el crimen y continúa con las operaciones de inteligencia contra las organizaciones delictivas, lo que deriva en resultados como la capturada de miembros importantes de estos grupos.

Es el caso de alias Páez, quien fue capturado ayer en Colombia en el departamento de Sucre. Páez es uno de los cabecillas de “Los Rastrojos”. El hombre operaba en la frontera entre Colombia y Venezuela y era el segundo al mando de la organización criminal.