La empresa de streaming más importante del mundo colapsó hoy por completo a causa de la gran congestión de usuarios que recibió por la cuarentena obligatoria en casi todo el viejo continente.

La plataforma ya hace unos días había informado que iba a reducir la calidad de video para evitar una caída del servicio por tanta usuarios conectados al tiempo, sin embargo pese a hacerlo fue inevitable la falla.

En este momento ningún país de la Comunidad Europea tiene servicio de Netflix.