La Procuraduría General de la Nación le pidió al Instituto Nacional de Vigilancia de Medicamentos y Alimentos (Invima) revelar información relacionada con la vigilancia y control de los procesos de importación, fabricación y comercialización de tapabocas en Colombia; pues estarían circulando algunos de estos objetos con elementos como heces de animales, hongos y bacterias.

De acuerdo con la acusación, al parecer, algunos lotes de tapabocas importados de Asia y otros de fabricación nacional, que se encuentran en circulación, podrían tener presencia de 43 bacterias diferentes, hongos y heces de animales, perjudiciales para la salud.

Con información de Pulzo.com